Diferentes tipos de teléfonos móviles

Diferentes tipos de teléfonos móviles

COMPARTIR

Los teléfonos móviles llegaron a nuestras vidas hace ya un par de décadas con el objetivo de permitirnos permanecer comunicados en todo momento y en cualquier lugar. Sin duda, lejos quedan ya esos grandes, pesados y robustos dispositivos que ni siquiera podían llevarse cómodamente en el pantalón y que solo servían para llamar y mandar mensajes de texto. Y es que, en estos momentos, los móviles son pequeños ordenadores capaces de llevar a cabo cualquier tarea.

Efectuando un breve análisis en el mercado, podríamos distinguir entre tres tipos de teléfonos móviles diferentes. Estos son:

Teléfonos convencionales

Los teléfonos convencionales son aquellos que, en primer término, están diseñados para ser un teléfono, es decir, para efectuar llamadas a números de otros particulares. Su software es bastante limitado y, por lo general, solo incluyen calendarios, relojes, alarmas, libretas de contactos y alguna que otra funcionalidad adicional. Algunos de ellos incluso pueden reproducir juegos y acceder a Internet, si bien es cierto que de forma restringida y sin estar específicamente diseñados para ello.

Teléfonos inteligentes.

También denominados como ‘smartphones’, son los auténticos reyes del mercado actual. Por sus prestaciones, no cabe duda de que pueden considerarse como ordenadores en miniatura que, además de permitir el envío de mensajes SMS y de efectuar llamadas, tienen un sinfín de posibilidades. Además, están específicamente diseñados para navegar y, en general, utilizar Internet en prácticamente todos sus procesos. También cuentan con pantallas de gran tamaño y elementos adicionales como altímetros, acelerómetros, etc.

Teléfonos QWERTY

Lo correcto sería decir que solo hay una marca que haya lanzado este tipo de terminales con gran éxito. Hablamos, como no, de Blackberry, una firma que mezcló el concepto de ‘smartphone’ con el de agenda electrónica, lo que la llevó a diseñar dispositivos móviles con un teclado QWERTY físico. Su apuesta fue todo un éxito y, en estos momentos, siguen comercializándose a buen ritmo. En líneas generales, son dispositivos especialmente pensados para trabajar.

A grandes rasgos, estos son los tres tipos diferentes de móviles que existen en el mercado actual. Sin duda, cada uno de ellos ofrece unas prestaciones diferentes y están pensados para diversos tipos de personas. Por ello, tu elección siempre debe hacerse a tenor de tus necesidades específicas y, evidentemente, tus gustos